Edición especial: Cómo comenzar un grupo de apoyo
por Élan Young
PDF Tambien disponible en formato del PDF - Requiere a programa libre Acrobat Reader de Adobe.
Ajustar el tamaño de la letra en la pantalla: + letra más grande | - letra más pequeña
Traducci ón al español: The BilCom Group
inMotion Volume 17 · Issue 6 · October 2007: Starting a Support Group
English Version is available in Library Catalog

Four hands forming a square around a heartLos grupos de apoyo cara a cara ofrecen excelentes oportunidades para que las personas que padecen las mismas dificultades aprendan de los demás. Las personas recién amputadas pueden adaptarse mejor a la vida con dismetría si asisten a grupos de apoyo con sus pares. Sin embargo, no todos los amputados viven cerca de un grupo de apoyo activo. Para amputados que desean conocer a otras personas como ellos, la mejor solución puede ser comenzar un grupo de apoyo. Basándose en la experiencia de líderes de grupos de apoyo de todo el país, la Coalición de Amputados (Amputee Coalition, por sus siglas en inglés) sugiere algunos pasos básicos para poner en marcha un grupo.

El entusiasmo inicial es contagioso y ayuda a crear una red de contactos de personas que ayudarán a difundir la voz de quienes, con el tiempo, formarán el núcleo del grupo. Puede que las personas con dismetría, los familiares, los protésicos, los clérigos, los médicos y otros profesionales de la salud, y los asesores conozcan a personas interesadas. Aquellas personas interesadas en comenzar un grupo de apoyo necesitan paciencia y persistencia para encontrar a esas primeras personas que desean conocer.

Una vez que se ha formado el núcleo del grupo, encuentre un espacio de reunión y planee cómo difundir el trabajo del grupo. Es probable que muchas más personas quieran asistir. Es posible disponer de espacios de reunión gratuitos en hospitales, iglesias, centros de vida independiente, bibliotecas y clubes de servicios locales. Para poder reunirse de forma regular, es útil encontrar un lugar que esté disponible en el mismo horario y día de la semana. Cuando el grupo decida la ubicación, debería ser lo suficientemente cuidadoso de no relacionarse demasiado con una instalación profesional particular. El grupo puede aceptar el espacio de una instalación, pero para obtener remisiones de toda la comunidad, es fundamental establecer la independencia desde el comienzo.

Antes de la primera reunión, los miembros fundadores deberían considerar las cosas que desean lograr con el grupo de apoyo y cómo les gustaría estructurarlo. Durante la primera reunión, es posible que deseen conversar acerca de estos puntos, así como el nombre del grupo y los papeles que oficialmente desempeñarán las personas, tales como presidente, vicepresidente, secretario y tesorero. Lo más probable es que las personas continúen asistiendo si tienen voz y voto en las actividades y los objetivos del grupo. Antes de finalizar la primera reunión, se debería planificar la siguiente reunión.

Además de contar con reuniones regulares, la comunicación ayuda a mantener la solidez de los grupos de apoyo. Esto puede significar llamar a los miembros unos días antes de la reunión o enviarles una tarjeta por correo como recordatorio. Con el tiempo, es posible que los grupos de apoyo más grandes deseen publicar un boletín informativo para comunicar a las personas las actividades futuras. La comunicación también se extiende a la comunidad más amplia, para informar a los recién amputados acerca del grupo. La publicidad puede ser tan simple como colocar folletos publicitarios en hospitales, centros de rehabilitación y clínicas protésicas y de diabetes. O el grupo puede desear llegar a una audiencia más amplia por medio de un anuncio de servicio público en la radio o televisión. Asimismo, se puede ofrecer algún tipo de servicio comunitario, como un programa de visitas de compañeros, para darse a conocer a las personas que más se beneficiarían con el grupo.
Actualizado en: 07/27/2011
Regreso al inicio