National Limb Loss Information Center - Fact Sheet

Por Nathan W.Farrington
2004

PDF Tambien disponible en formato del PDF - Requiere a programa libre Acrobat Reader de Adobe.
Adjust Display: + Larger Font | - Smaller Font

 

Foreshortened Prostheses (Stubbies) - English Version is available in Library Catalog

INTRODUCCIÓN

En las personas con amputación bilateral de las extremidades inferiores, se debería hacer hincapié cuanto antes en la rehabilitación para maximizar la capacidad ambulatoria y ayudar a mitigar los posibles problemas en el modo de andar o en el control del movimiento asociados a contracturas (contracción muscular alrededor de la articulación residual que puede limitar la amplitud de movimiento de la persona). Otros problemas podrían ser consecuencia de la abducción (movimiento por el cual la extremidad residual se aleja del centro o plano medio del cuerpo y puede llevar a una excesiva reducción en la locomoción).1 Una vez iniciado este proceso, la persona con amputación bilateral de las extremidades inferiores, con la ayuda de su equipo médico, tendrá que considerar sus niveles de agilidad, equilibrio, resistencia y estabilidad, ya que son importantes cuestiones a tener en cuenta durante la fase inicial de la rehabilitación ambulatoria (volver a aprender a caminar o ambular). También es relevante la gran cantidad de energía metabólica (ritmo cardíaco, uso de oxígeno, etc.) necesaria para medir la capacidad ambulatoria (capacidad del paciente para rehabilitarse utilizando prótesis convencionales). Estos factores, junto a otras variables tales como el nivel y la causa, son especialmente importantes en las personas mayores y/o el paciente que no esté en forma ya que experimentarán mayor dificultad a la hora de conseguir una ambulación adecuada, especialmente si padecen diabetes y/u otras enfermedades vasculares o cardiorespiratorias.

Es más, las dificultades que se presentan durante la rehabilitación ambulatoria se duplican para las personas con amputación bilateral por encima de la rodilla (BAKs, por sus siglas en inglés). Debido a la pérdida de función de la rodilla, solamente los más fuertes y decididos recuperarán el control ambulatorio si utilizan prótesis convencionales.2

Los estudios demuestran que la mayoría de las personas con amputación bilateral por encima de la rodilla encuentran que caminar con un miembro protésico es muy estresante, físicamente agotador y, para algunos, imposible de llevar a cabo, sobre todo para los mayores y los que no están en forma, que optan por la silla de ruedas como modo de transporte esperando que eso mitigue todos o parte de sus problemas. En algunos casos es cierto; sin embargo, existe otra alternativa protésica, una que es más eficaz desde un punto de vista energético y menos exigente desde un punto de vista físico y una que la mayoría de las personas con amputación bilateral de las extremidades inferiores ya habrá experimentado durante la fase inicial de la rehabilitación ambulatoria: prótesis provisionales (stubbies, en inglés).3

image: man wearing stubbies¿QUÉ SON LAS PRÓTESIS PROVISIONALES?

Las prótesis provisionales son prótesis más cortas que se usan durante y, a veces, después de la rehabilitación ambulatoria inicial. Están hechas a medida y suelen estar compuestas de encajes estándares, coyuntura de rodilla o canilla no articuladas, con plataformas tipo balancín modificadas o pies Sach para evitar que la persona se caiga4. Este diseño permite que el centro de gravedad de la persona con amputación bilateral se encuentre más bajo, consiguiendo así un mejor equilibrio y estabilidad. Se pueden añadir pilones y/o adaptadores de rodilla dependiendo de la altura y/o movimiento que la persona desee; y el sistema de suspensión se obtiene mediante el uso de pretinas y/o tirantes. Las prótesis provisionales son relativamente fáciles de usar y, aunque restringen la distancia de ambulación, permiten una locomoción con menor gasto energético por parte de la persona. De hecho, usar prótesis provisionales puede reducir el ritmo cardíaco y el uso de oxígeno entre un 7 y 23 por ciento y puede aumentar la velocidad de ambulación hasta en un 25 por ciento.5 Son especialmente útiles en la fase inicial de la rehabilitación, puesto que pueden ayudar a prevenir contracturas y/o abducciones y favorecer la cicatrización de la extremidad residual. Aunque las prótesis provisionales se suelen utilizar como dispositivos de capacitación para establecer la habilidad de la persona a la hora de usar una prótesis convencional, o prótesis completa, también la utilizan a diario personas con amputaciones en todo el mundo.6

¿QUIÉN PUEDE BENEFICIARSE?

Todas las personas con amputación bilateral de las extremidades inferiores pueden beneficiarse del uso de prótesis provisionales durante y después de la rehabilitación ambulatoria inicial, especialmente aquéllos con extremidades residuales cortas. Los mayores, los que no están en forma, los diabéticos y/o aquéllos que padecen enfermedades vasculares o cardiorespiratorias también son excelentes candidatos. También pueden ser beneficiosas para los niños, al proporcionar ventajas rehabilitadoras durante la adolescencia y ahorrar a los padres problemas a la hora de obtener un nuevo juego de prótesis cada vez que su hijo dé un estirón. Aunque algunos encuentran poco atractiva la notable reducción de altura y la consecuente ambulación, a otros les interesa más seguir adelante con sus vidas.7

CUESTIONES A RECORDAR…

  • Durante la rehabilitación ambulatoria inicial, las prótesis provisionales pueden ayudar a conseguir la sensación de equilibrio y estabilidad necesarias para considerar la posibilidad de intentar caminar con prótesis convencionales (que normalmente dan la sensación de llevar zancos).
  • Recuerde, sin embargo, que alargar la prótesis provisional, o cambiar a una prótesis convencional, aumenta la cantidad de energía y la estabilidad necesarias durante la ambulación.
  • Si es posible, las amputaciones bilaterales por encima de la rodilla a la altura del muslo son preferibles a las desarticulaciones de cadera, puesto que permiten sentarse con más facilidad y pueden aliviar problemas que se asocian al desplazamiento realizado desde la prótesis a la silla de ruedas.8
  • Aunque se asocian ciertas limitaciones al uso de prótesis provisionales (subir rampas de acceso, escaleras, etc.), pueden superarse algunos obstáculos al combinar otros dispositivos de ayuda a usuarios con necesidades especiales (encajes de dos valvas, bastones, muletas, etc.)
  • Se recomienda que todas las personas con amputación bilateral de las extremidades inferiores tengan acceso permanente a una silla de ruedas.

1 A. Wilson Bennett, Jr., Manual básico de miembros protésicos (A Primer on Limb Prosthetics) (Springfield: Charles C. Thomas Publishing, 1998) 76-8.

2 A. Wilson Bennett, Jr., Miembros protésicos (Limb Prosthetics), 6 ª ED. (New York: Demos Publications, 1989) 64-7.

3 Yi-Jane Wu et al, “Gasto energético de una mujer con amputación transfemoral bilateral durante la rehabilitación protésica”, Archivos de medicina física y rehabilitación (“Energy Expenditure of Wheeling and Walking During Prosthetic Rehabilitation in a Woman With Bilateral Transfemoral Amputations,” Archives of Physical Medicine and Rehabilitation) 82 (2001): 265-69.

4 Susan B. O’Sullivan and Thomas J. Schmitz, Rehabilitación física: evaluación y tratamiento (Physical Rehabilitation: Assessment and Treatment), 3 ª ED. (Philadelphia: F.A. Davis Company, 1994) 392.

5 A. Gitter et al, “Influencia de los rotadores sobre las adaptaciones cinemáticas en el modo de andar con prótesis provisional”, Diario estadounidense de medicina física y rehabilitación (“Influence of Rotators on the Kinematic Adaptations in Stubby Prosthetic Gait,” American Journal of Physical Medicine and Rehabilitation) 81 (2002): 311.

6 Gitter 310.

7 Nancy Carroll, “En el fondo soy un cowboy” (“Just a Cowboy at Heart”), inMotion, Noviembre/Diciembre 2002, 31.

8 Gloria T. Sanders, Amputaciones de extremidades inferiores: una guía para la rehabilitación (Lower Limb Amputations: A Guide to Rehabilitation) (Philadelphia: F.A. Davis Company, 1986) 406-07.


Regreso al inicio Actualizado en: 09/18/2008

 Amputee Coalition

© Amputee Coalition. Local reproduction for use by Amputee Coalition constituents is permitted as long as this copyright information is included. Organizations or individuals wishing to reprint this article in other publications, including other World Wide Web sites must contact the Amputee Coalition for permission to do so.